Comunicación

Noticias

La Hidroeléctrica Santo Antônio, en Rondônia, y la Hidroeléctrica de Chaglla, en Perú, ambas construidas por Odebrecht, fueron destaques en el Compendio de Estudios de Casos de 2017, publicación organizada por la Asociación Internacional de Hidroenergía (IHA) y con el apoyo del Banco Mundial. La publicación, lanzada en mayo de este año durante el Congreso Mundial de Hidroeléctricas en Etiopía, presenta 23 casos considerados mejores prácticas en el segmento.

La UHE Santo Antônio, concluida en 2016 por la Constructora Norberto Odebrecht y administrada por Santo Antônio Energia, aparece en el informe con dos casos de éxito: el cuidado con los integrantes y sus condiciones de trabajo, y los programas de preservación ambiental adoptados en el proyecto.

Santo Antônio

Llegando a contar con más de 20 mil trabajadores durante el pico de las obras, Santo Antônio fue el seno del Programa Creer, responsable de la calificación de la mano de obra de miles de personas de la región. El programa, que posteriormente fue adoptado en otros proyectos de Odebrecht en Brasil y en el mundo, permitió que residentes de la región fueran capacitados para trabajar en la obra, reduciendo la rotatividad de trabajadores, común en proyectos de este porte. 

La seguridad de los trabajadores también fue destacada en el estudio. Iniciativas como capacitaciones frecuentes, implantación de Ombudsman, presencia de representantes del área de Recursos Humanos en el cantero de obras y la adopción de medidas rígidas de seguridad resultaron en una reducción significativa de los accidentes a lo largo del proyecto. 

En su segundo estudio de caso, el informe presenta buenas prácticas de la UHE Santo Antônio en cuestiones relacionadas con la preservación del medio ambiente durante sus ocho años de construcción. El caso demuestra cómo es posible mejorar la gestión de residuos sólidos, tanto del cantero como de los alojamientos, por medio de monitoreo regular, instalaciones de tratamiento adecuadas y programas de capacitación. Un ejemplo del éxito de estas acciones fue el programa de reciclado de la obra, que llegó a reciclar el 88% de los residuos producidos. La central hidroeléctrica también efectuaba seguimiento de los riesgos de contaminación del aire y del agua y de la contaminación sonora. 

Chaglla

La Hidroeléctrica de Chaglla, construida en el río Huallaga, Perú, también aparece con dos casos de buenas prácticas en el Compendio de Estudios de Casos de la Asociación Internacional de Hidroenergía (IHA). El proyecto es destaque por la evaluación de los riesgos ambientales y sociales de la construcción y por la forma de compromiso con las comunidades locales impactadas por la obra. 

De acuerdo con la publicación de la IHA, Chaglla es un excelente ejemplo de evaluación minuciosa del riesgo ambiental y social de la obra. Todos los impactos de la construcción y operación del proyecto fueron evaluados de forma amplia y hubo una excelente comunicación con las comunidades locales y consideración ambiental. Entre las buenas prácticas destacadas figuran la inclusión de especialistas externos independientes en los estudios de impacto ambiental y el establecimiento de una metodología sistemática de informes para identificar y mitigar impactos. 

Además de la preocupación ambiental, la Hidroeléctrica de Chaglla también es destaque en el Compendio de Estudios de Casos de la IHA debido a la preocupación con las comunidades que serían afectadas por la obra. El proyecto exigió el reasentamiento de nueve familias, que fueron reasignadas a edificios dentro de su propio terreno. El proyecto también contó con una mano de obra directa e indirecta de cerca de 5.800 personas, de las cuales el 45% era de la región. 

Se contrataron estudios de especialistas independientes para evaluar el impacto sobre las comunidades y se realizaron varios talleres con comunidades de la región para garantizar que todos estuvieran conscientes y de acuerdo con el reasentamiento. 

Con el trabajo de los equipos de Odebrecht, las familias reasentadas relataron mejoras significativas en sus niveles de vida. Se invitó a todas las familias reasentadas para participar en un programa de asistencia técnica agrícola que permitió que las familias se volvieran autosuficientes en la producción rural para subsistencia. 

Información compartida

Los casos destacados en la publicación de la Asociación Internacional de Hidroenergía (IHA) fueron analizados con la ayuda del Protocolo de Evaluación de Sostenibilidad Hidroeléctrica, guía elaborada por la IHA para perfeccionar las acciones de sostenibilidad en los proyectos en ejecución. Según Richard Taylor, director ejecutivo de la IHA, la herramienta "proporcionó información invaluable para el sector como un todo, pero hasta ahora eso no era ampliamente accesible. Con la publicación de este compendio, estamos dando un paso importante para compartir estos ejemplos".

El Compendio de Estudios de Casos de 2017 está disponible para consulta online y puede leerse su texto completo accediendo al enlace https://www.hydropower.org/better-hydro-compendium-of-case-studies-2017